“Hay que llenar de gente el centro de Asunción”

Publicado el: 15-07-2016
Foto de Mónica Omayra

Por Julio Benegas Vidallet

Fotos de Mónica Omayra

Si la idea es revitalizar el Centro Histórico de la Capital, hay que llenarlo de vida, nos dice en esta entrevista el arquitecto Víctor González Acosta, conocido emprendedor y desarrollador inmobiliario del país.

González Acosta acaba de terminar una reunión con sus pares constructores  y con funcionarios de la Municipalidad de Asunción, en el Hotel Sheraton. Están interesados en reglamentar la ley del acceso a la vivienda y el desarrollo urbano, sancionada recientemente por el Parlamento. La ley establece un plan de reordenamiento de los asentamientos urbanos, y la posibilidad de que  la clase media, y media baja, pueda acceder a viviendas en los centros urbanos.

González Acosta conoce a cabalidad el problema del despoblamiento del Centro Histórico de Asunción, en los últimos 20 años. Hoy apenas tiene 22.000 habitantes, 10.000 menos que la población del 2002.

-Qué plantea la ley que promovieron

La ley es práctica: ese cuentapropista que no es sujeto de crédito, podrá, si ahorra durante ocho meses el importe de su futura cuota, ser sujeto de crédito. Y si, por ejemplo, estoy pagando alquilar hace un año dos millones de guaraníes, llevo ese reporte al banco, y tengo que ser sujeto a crédito sin otras explicaciones ni documentaciones.

-Qué planes tiene este sector, los desarrolladores inmobiliarios,  para el centro histórico de Asunción.

Asunción es crítica, ha expulsado a sus habitantes porque no le permite acceder a viviendas dignas. 500.000 mil personas que viven en la ciudad y 1.500.000 ingresan todos los días para trabajar de otros municipios.  Porque no generamos condiciones para que esa gente que trabaja en el centro pueda vivir en el centro, por ejemplo, cerca de los servicios. Asunción es la que más se perjudicó, se redujo, envejeció, Es una cuestión de aritmética, economía de escala: si tengo 1.500.000 de gentes que entran y usan la ciudad y solo 500 mil me tributan, es muy difícil sostener. Esto, para Asunción, terminó siendo un grave problema de administración, tanto que perdió dos lugares en la Cámara de Diputados.

Pero sin embargo, cuando queremos festejar algo vamos al centro de Asunción. Es el lugar de nuestra memoria, patrimonio, el sitio fundacional de nuestra nación, simbólicamente tiene un valor enorme.  La prioridad es poner en valor todo ese patrimonio. Todo lo que hagamos en el centro tiene que pasar por esa impronta. Tenemos que incluir. La ciudad más allá de un hecho político, que a veces es toda esa visión fascista, es un hecho cultural, hay que construirla desde lo ciudadano y el capital social.

Cómo…

El espacio público debe ser de intercambio social.  Yo creo que los bordes de nuestra ciudad, como las costaneras, deben ser espacios de encuentro, donde los ciudadanos nos encontremos sin mediar condiciones económicas, espacios de encuentros sociales.

-A  ver, explíqueme, cómo se construye esa ciudad

Cualquier desarrollo debe tener cuatro ejes centrales. El cultural, todo lo que significa la memoria cultural,  del que ya hablé.  También tiene que haber un eje social. Suelo poner de ejemplo el Bicentenario, no hubo ningún altercado. La gente se sentía incluida en aquel acontecimiento. Por ejemplo, debemos incluir a toda esta franja poblacional que hoy vive en los bañados

El otro eje es el ambiental; la recuperación y puesta en valor de los humedales.  Si los asuncenos somos conscientes, y vemos que el mayor humedal del planeta se extiende entre el pantanal y el Río de la Plata, y en el medio de ese sistema está Asunción, podríamos convertir Asunción en un destino turístico solo por ese hecho.

El último es el eje de movilidad. Tenemos que generar condiciones para caminar, la vereda tiene que estar unificada, con privilegios para el peatón, luego para la bicicleta. Ese es el futuro que viene: camino, si voy más lejos tomo bicicleta, si voy más lejos autos propulsados con energía ecológica. Porque no vamos a caber: si hoy hay 20 mil autos, dentro de 50 años habrá 100 mil.

-¿Por qué hay desinversión hoy en el centro? por qué usted y sus pares no invierten hoy en el centro como lo hacen en Villa Morra, la avenida Santa Teresa…

Se ha perdido todo el incentivo que tenía en su origen. Antes íbamos al frente del Congreso a comer lomito, se perdió, se vacío…

-¿Hay espacios en Asunción para que la gente vuelva a vivir en ella?

Sí, claro, Asunción tiene 40 personas por hectárea. Ciudades como Rosario, tienen 120 por hectárea. No hay mago, no hay intendente… ni mandrake te va a resolver esto. La suma de esta gente suma 500 mil, hay 1.500.000 que entran y usan los servicios de la ciudad. No hay forma de sostener la ciudad con esta densidad.

-Cómo imagina el repoblamiento del centro histórico…

El repoblamiento lo imagino en vivienda en departamentos, hay que olvidarse de la casa, el terreno es inaccesible, como en  todas las ciudades, hacia arriba. Es una cuestión de lógica, de economía, de escala.

-Cuáles son las condiciones esenciales para que haya inversión en el centro

Una batería, un plan sobre la conversación, no más de lo mismo: decisiones medio fascistas, hay que hacer con la comunidad, con la gente, la cosas.

-Con la gente de los bañados, por ejemplo…

Sí, la gente sabe lo que necesita, no ir con planes de gabinete, una vez hecho eso, ambos sectores debemos incentivar la generación de una tendencia una manera de vivir

Fuente: www.ea.com.py

Compartir:Share on FacebookShare on Google+Email this to someonePrint this pageTweet about this on Twitter